Consejos Informáticos

Por qué va lento tu ordenador y qué puedes hacer para solucionarlo

Si no se realizan tareas de mantenimiento regularmente, con el paso del tiempo, todos los ordenadores tienden a perder velocidad y eficacia. Esta ralentización puede ser extrema, haciéndote perder no solo el tiempo, sino también la paciencia.

Si notas que tu portátil o tu equipo de sobremesa funciona cada vez más lento, una cosa es segura: algo no va bien.  Y si no tomas medidas, el ralentizamiento irá a peor.

A continuación indicamos las principales causas de que tu ordenador funcione más lento y algunos consejos para evitarlo. En caso de que estas recomendaciones no sean suficientes, antes de comprar un nuevo equipo, puedes recurrir a una puesta a punto profesional: es un servicio rápido y económico que proporciona excelentes resultados.

1. Exceso de temperatura. Los ordenadores pueden recalentarse por distintos motivos, por ejemplo por mal funcionamiento de los ventiladores, por saturación de procesos o por falta de limpieza de algunas piezas internas, entre otros. Cuando un equipo alcanza temperaturas elevadas sacrifica el rendimiento para compensar el exceso de calor. Por eso es muy importante limpiar los componentes internos regularmente para asegurarse que están libres de polvo y comprobar si hay alguna pieza desgastada que sea necesario sustituir.

2. Software desactualizado. Si usas versiones antiguas, ya sea de Windows o de los controladores, se verá afectado negativamente el rendimiento de tu ordenador. Para evitarlo, es importante realizar actualizaciones periódicas para garantizar el óptimo funcionamiento de los programas y dispositivos.

3. Infección por malware, ya se trate de virus, troyanos o cualquier otra aplicación maliciosa. En estos casos, será necesario realizar un escaneo con un buen antivirus para detectar y eliminar todos estos programas que ralentizan tu sistema.

4. Escritorio cargado de elementos. Reducir al mínimo realmente necesario el número de carpetas y accesos directos del escritorio del ordenador contribuye a que sea más rápido, sobre todo en el momento del arranque. Si tu escritorio está lleno de iconos, deberías moverlos a otras carpetas o borrarlos.

5. Poco espacio en el disco duro. Es una de las principales causas de ralentizamiento del sistema. Las soluciones son, bien borrar lo que no necesites, bien ampliar su capacidad o recurrir a discos externos.

6. Ejecución simultánea de demasiados procesos. Es muy habitual que, con el tiempo, hayas instalado determinados programas (o juegos) que, aunque solo los hayas utilizado una vez, has olvidado desinstalar. Estos programas que no necesitas, no solo ocupan espacio en el disco duro, sino que también ocupan memoria RAM y tiempo de procesador. Todo ello contribuye a ralentizar tu ordenador. Por eso, de vez en cuando es importante hacer un repaso de los programas instalados y eliminar los que ya necesites.

7. ¿Es el ordenador o es Internet el que va lento? En ocasiones parece que sea el ordenador el que funciona lento, pero es Internet. Por eso es una buena costumbre reiniciar el router de vez en cuando y hacer comprobaciones periódicas de la velocidad de Internet y, en caso necesario, reportar la incidencia al proveedor para que solucione el problema.

 

¿Cómo prevenir el ralentizamiento?

Hay algunos hábitos que puedes desarrollar para evitar que tu ordenador pierda velocidad con el paso del tiempo, por ejemplo:

1. Reiniciar el equipo regularmente. Así no sobrecargas la memoria RAM con programas, procesos o con información innecesaria. No dejes el ordenador encendido durante días o semanas, es mejor apagarlo cada noche.

2. Leer bien los mensajes antes de hacer clic. Sobre todo en el caso de los mensajes de error (para saber lo que produce un error en tu sistema y solucionarlo antes de que tengan efectos negativos) y en los mensajes emergentes de las webs (si vas con poco cuidado puedes aceptar que se instale software publicitario o incluso malintencionado). Presta especial atención a la aceptación de cookies.

3. Actualizar el equipo regularmente. Aunque realizar las actualizaciones que propone Windows periódicamente pueda ser un engorro por el tiempo que tardan en descargarse e instalarse, deberías hacerlas cada 3-4 meses como mínimo, porque la mayoría de ellas son necesarias y contribuyen a optimizar el funcionamiento del sistema.

4. Limitar al mínimo imprescindible el número de programas que se inician automáticamente al arrancar el ordenador. Así tu portátil o equipo de sobremesa se iniciarán con mayor rapidez.

Si a pesar de estos consejos, tu ordenador sigue lento, no lo dudes. Ponte en contacto con nosotros para que hagamos una puesta a punto profesional.

Hasta el 31 de octubre de 2021, puedes poner a punto tu ordenador por solo 30 €, ahorrando más de un 40% para que tu ordenador vuelva a funcionar como si fuera nuevo.

Haz clic  para descubrir lo que incluye este servicio y las condiciones de la promoción.

Somos especialistas en mantenimiento informático.

¿Te interesa información adicional, solicitar un presupuesto o un análisis previo gratis y sin compromiso?

Puedes contactar con nosotros por

Teléfono: 93 726 76 22   •  WhatsApp: 656 33 70 48   •  Email: info@ctis.es

Si lo prefieres, también puedes dejar tus datos e intereses a través del siguiente formulario y nosotros nos pondremos en contacto contigo a la mayor brevedad.

    Al hacer clic en ENVIAR confirmas que has leído y aceptado nuestra Política de Privacidad

    ¿Te ha parecido útil esta información?

    Si quieres recibir otros artículos para sacarle todo el partido a tus equipos informáticos, suscríbete a nuestro boletín trimestral.

    Una vez al trimestre te enviaremos un email con información relevante y exclusiva relacionada con los avances tecnológicos y novedades que te ayudarán a ser más eficiente y a optimizar tu infraestructura informática.

    Es gratis y sin compromiso, solo tienes que dejar tus datos de contactos a través del boletín de suscripción.

    Al hacer clic en SUSCRIBIRSE confirmas que has leído y aceptado nuestra Política de Privacidad

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *